Sophy Hernandez

Sophy Hernández

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

En el exterior presentó su talento como vocalista en México, Venezuela, Ecuador, Haití, y en ciudades norteamericanas como Nueva York, Miami y Chicago, donde se convirtió en ídolo de la comunidad hispanoamericana.

En una visita a Santo Domingo, donde sus discos alcanzaron gran popularidad, atrajo junto al cantante Fausto Rey, una multitud de 30,000 personas al Estadio Olímpico de la capital. En esta función, el público se mantuvo aplaudiéndola bajo una fuerte lluvia torrencial mientras Sophy les complacía con la interpretación de unas 22 canciones.

En Panamá, la intérprete puertorriqueña logró una aceptación similar con sus apasionadas canciones en el Hotel Hilton y en el Teatro Nacional. También se presentó en concierto en el Madison Square Garden y en el Carnegie Hall de la ciudad de Nueva York. El dinero recaudado en ambas presentaciones fue donado por Sophy a los niños y adultos lisiados de Puerto Rico.

Ya a finales de la década del 70, Sophy se convirtió en una de las primeras cantantes en realizar un concierto grabado y transmitido en directo por la Telecadena Pérez Perry y Venevisión de Puerto Rico, hoy día Univisión.

Dicho concierto fue dedicado a Latinoamérica y realizado en el Teatro Tapia con una orquesta de 30 profesores dirigidos por el maestro Pedro Rivera Toledo. La producción estuvo a cargo de Norma Pujals y con ella Sophy alcanzó innumerables éxitos tanto en Puerto Rico, como en Centro y Suramérica, República Dominicana y los Estados Unidos.

Al entrar la década del 80, Sophy alcanzó nuevos éxitos con la interpretación de baladas como “Vicio”, “Un amante así’, “Qué sabe nadie”, “Todo comenzó” y “Beso a beso”. En 1981 recibió un premio Billboard en Español. Un año después fue nombrada madrina del Desfile Puertorriqueño de Nueva York.

Con la idea de expandir su campo interpretativo, la artista incursionó en los géneros tropicales inicialmente con la salsa “De mujer a mujer”. Grabó temas del neofolklore como “Una estrella pura” y “Palabras del ausente” de Tite Curet Alonso. El maestro Willie Colón le produjo un álbum en la onda afroantillana titulado “Sophy en Nueva York”. Pero lo que sería uno de sus aciertos más importantes se dio con la grabación del tema norteamericano “The Rhythm of the Night” en versión de merengue.

“El ritmo de la noche”, con letra en español del cantautor Lou Briel, le dio un éxito gigantesco en la radio y abrió una nueva caja de oportunidades para Sophy dentro de ese campo musical. Al son de la cadencia del ritmo dominicano su voz trascendió con temas como “Marinero”, “Se ve y se va”, “10 noviembres” y “No lo dejes caer”, éste último interpretado a dúo con Johnny Ventura.

En 1987 fue reclutada por el sello CBS con quienes produjo unas cinco grabaciones. Con ellos lanzó el álbum “Sophy en portugués” y varios “remixes” de sus números de merengue editados por el programador de música (disc jockey) Pablo Flores.

Al abrir la década del 90, Sophy se desligó de Sony y se aventuró con compañías discográficas independientes. El disco “Esta soy yo” producido para el sello Farum, tuvo una tibia recepción en la radio en 1992. En medio de la proliferación de merengueras comandadas por Olga Tañón, Sophy editó el disco “Un lado aparte” en 1995 bajo el sello Combo Records.

Más para Leer

Aldea Imaginaria por Jose Tirado Cordoves

Boceto Histórico del Pepino

Sus Motivaciones: El Ateneo Pepiniano y sus socios hicieron una edición de esta obra con el propósito de poner en las manos

Siglo XVIII -Período 1700

Ya iniciado el siglo dieciocho, el Partido ele San Francisco de Asís de la Aguada había crecido considerablemente ante el ímpetu militar,

Antecedentes a la Fundación

Siglo XVI-XVII: Durante el período de colonización y conquista fueron los terrenos circundantes a Utuado el segundo centro minero español. Allí, entre

Deja un comentario